CROQUIS DE LOCALIZACION

CROQUIS DE LOCALIZACION

martes, 13 de agosto de 2019

SAN JUDAS TADEO: EL SANTO DEL MANDYLION



SAN JUDAS TADEO: EL SANTO DEL MANDYLION
Pbro. Lic. Juan Carlos Flores Rivas

         Desde los primeros siglos del cristianismo, San Judas Tadeo, a diferencia de los otros apóstoles, casi siempre viene representado en el acto de presentar el DIVINO ROSTRO DE CRISTO (MANDYLION), o de llevar la imagen de Jesús en el pecho. Y esto indica que para él, la vida es Cristo. Y para recordarnos su parentela con el mismo redentor, siendo parte de su familia, como primo. No podemos evitar hacer notar en este sentido su semejanza física del apóstol con el Divino Maestro, su sonrisa dulce, su mirada penetrante, su cabello largo y la barba abundante.
         Tenemos la obligación de corregir nuestra idea de pensar que lo que lleva San Judas Tadeo en su pecho es una moneda. NO ES UNA MONEDA. La imagen de Cristo que san Judas Tadeo lleva en el pecho, se llama SACRO MANDYLION, es la imagen de Cristo mirando de frente, pintada sobre un lienzo de lino. ¿Por qué entonces encontramos la imagen de perfil, y resaltada en lo que parece una moneda? Por la ignorancia de los fabricantes y comerciantes, que resaltaron el círculo que forma su áurea, el resplandor de su santidad, induciendo a hacer creer que se trata de una moneda. Lo ideal es que la imagen sea corregida, como ya algunos fieles, adecuadamente, lo están haciendo, CRISTO MIRANDO DE FRENTE.
         Este SACRO MANDYLION, es diverso de aquél lienzo de la Verónica, pues el de la Verónica tiene los signos de la pasión del Señor, pues fue obtenido cuando el Redentor iba cargando su cruz camino al calvario: la corona de espinas, la sangre preciosa derramada. Mientras que el Sacro Mandylion no muestra los signos de la pasión, sino más bien es un rostro sereno, lleno de paz, lleno de poder.
         ¿Cómo surgió este Mandylion? Hubo en la antigüedad un Rey llamado Abgar V, en el reino de Edessa, actualmente la ciudad se llama Urfa, en Turquía. Por sobre nombre era llamado “el negro”, pues estaba enfermo de lepra. Le llegó la noticia de un médico llamado Jesús, en el reino de Jerusalén. Y envió un delegado suyo para invitarlo a Edessa a curarlo. El delegado, quien al mismo tiempo era un experto pintor, seguro de que Jesús no aceptaría tan largo viaje, pensó: “por lo menos pintare un retrato de Jesús, para que el rey lo conozca”. Pero cuál fue su asombro, pues del rostro del Maestro salía una luz tan límpida que le impedía pintarlo. El Maestro, al mirar la angustia de aquél hombre que no podía cumplir su misión, se compadeció de él, tomó el lienzo de lino, se limpió el rostro, quedando plasmada su Divina faz. Al mismo tiempo, Cristo envió una carta al Rey Abgar, que se encarga de darnos a conocer el “padre de la Historia de la Iglesia”, el obispo Eusebio de Cesarea, en su libro “Historia Eclesiástica”
         El Señor Jesús, entregó el lienzo sacro (llamado hoy Mandylion) a San Judas Tadeo, para que lo llevara ante el Rey de Edessa. El rey Abgar, al mirar el rostro Divino de Jesús plasmado en aquél lienzo, curó de la lepra inmediatamente, convirtiéndose y pidiendo el bautismo. Todo su pueblo hizo lo mismo, siendo evangelizado por San Judas Tadeo, recibieron el bautismo. El Mandylion fue colocado en el palacio, de modo que todo el pueblo pudo admirarlo, escuchar la predicación de San Judas Tadeo, y recibieron el bautismo, formándose así la Iglesia de Edessa. Estos hechos se conocen gracias al documento histórico llamado Tradición de Addeo y Mari. El lienzo sagrado experimentó un largo recorrido hasta llegar a Roma, donde actualmente es custodiado por el Papa.
         Este Rostro Divino es venerado con especial intensidad en el Oriente cristiano, y ahora te invitamos a venerarlo, en su día, 16 de agosto, en la Iglesia del Barrio de Tambuco (Caleta). Viernes 16 de agosto de 2019, Santa Misa 7 a.m. y 6 p.m. La imagen más antigua de este Sacro Mandylion, que muestra a san Judas Tadeo entregando el lienzo al Rey Abgar quien alcanza su milagrosa curación, se encuentra en el monasterio de Santa Catalina, en el Sinaí, y es la imagen que acompaña este artículo.
         Te esperamos en el Barrio de Tambuco (Caleta), viernes 16 de agosto de 2019, misas 7 a.m. y 6 p.m.

No hay comentarios:

Publicar un comentario